Cuando se espera recibir algo, cabe mencionar que es muy importante dar, sobretodo dar de forma desinteresada, con la intención de propiciar las condiciones que permitan crear bienestar y abundancia, todo para poder ayudar a construir un modo de vida que haga feliz a los demás.

Cuando das algo de corazón también implica ofrecer y aceptar a las personas, comprender ideas y sentimientos, cooperar en actividades, ser solidarios con las demás personas sin ser prejuiciosos. Por otra parte, es sentir la paz que ofreces y el bienestar de las personas.

El chavo del 8 nos enseña a compartir, en la escena, doña Clotilde compra paletas para todos pero para su mala suerte, el Chavo no alcanzó. Cuando Ñoño se entera, busca al chavo para darle una paleta. Doña Clotilde se siente mal y va a comprarle dos paletas al Chavo, y éste no duda en ofrecerle una a Ñoño en cuanto lo ve.

Compartir es un regalo y un regalo es un gesto de generosidad y buena voluntad que cambia a aquella persona que lo recibe. Compartir experiencias, momentos, instantes, conocimiento, alegrías, tristeza, emociones, sentimientos, es entregar valor verdadero al mundo.