Del director Sean Anders, nos llegó esta gran historia, llena de mensajes sobre la familia, la aceptación y sobre todo, la conciencia que se debe de tomar ante la infinidad de casos de niños abandonados y sin familia que hay por todo el mundo.

Pete y Ellie piensan tener la vida feliz, buenos empleos, una hermosa casa y una bella mascota. Pero algo está fuera de ellos, sienten que, a pesar de todo, algo les falta. Y se dan cuenta que su familia está “incompleta”, y que la mejor forma de llenar el vacío que sienten es con un hijo… o quizás 3.

Ambos deciden adoptar a tres hermanos, y así es como llegan a su vida Lizzie, Juan y Lita, 3 hermanos de origen latino, los cuales cambian su vida por completo. Pero nada es sencillo, la adaptación a un nuevo hogar, el temor de volver a ser abandonados y la rebeldía impuesta ante la negativa de poder ser feliz con una nueva familia es dura para los hermanos. Mientras que para la pareja el cambiar su rutina, comenzar a educar y tratar de entender las necesidades de tres hijos de edades totalmente diferentes. Pero deben buscar la solución y paz entre ambas partes.

Basada en una historia real, y con un bello mensaje de conciencia. Familia Instantánea pone en la mesa un tema que debe ser prioridad, la gran cantidad de bebés, niños y adolescentes que son abandonados por sus padres o familiares y viven entre refugios, sin conocer el amor real de un núcleo familiar. Y como la adopción siempre puede ser una opción viable para formar una hermosa familia.