Los valores espirituales van desarrollando al hombre a lo largo de su vida y le brinda un valor interior que puede generar o influir en los valores morales; dado que estos significan las buenas costumbres y la moralidad de una cultura.

En esta escena de “María de todos los ángeles”, que a pesar de ser cien por ciento comedía, muestra que estar en espiritualidad nos ayuda a la tranquilidad y a la paz interior.

La espiritualidad nos ayuda a darle la importancia a los aspectos no-materiales de nuestras vidas; que forman parte de las necesidades de los individuos y permiten que estos se sientan realizados como personas y que influyen en la relación con las personas de su alrededor.

Entre los valores espirituales más conocidos se pueden mencionar: la caridad, la esperanza, la fe, la gracia y la santidad.

Una característica fundamental de los valores espirituales es que van relacionados a las creencias religiosas y en este sentido hacen posible que haya una relación entre los seres humanos y un dios.

Nuestro entorno marcha mejor cuando eres tolerante y flexible, cuando dejas la soberbia a un lado y creces en humildad.